martes, 25 de febrero de 2014

¡Porque yo mando! (anticuado y obsoleto)

Publicado por El mundo de Constanza en 17:16

¿Cuántas veces escuchamos esta odiosa frase cuando objetábamos la orden de un adulto? Seguro que mis abuelos y bisabuelos crecieron con ella y hasta hoy en día se sigue pronunciando.

Es probable que educar a nuestros hijos, guiándonos de esta frase, un día deje de darnos buenos resultados, provocando que nuestros hijos nos desafíen como acto de rebeldía.

Esta frase implica enseñar a los hijos a obedecer por obedecer, limitando así su capacidad de analizar y razonar el por qué de las cosas. ¿Que harán el día de mañana, cuando no haya quien les de ordenes? Por tal razón, algunos expertos en el tema de crianza, recomiendan enseñarle al niño a pensar, explicarles la razón por la que queremos que actúen de alguna manera y a reflexionar en las consecuencias positivas o negativas de sus actos.

En lo personal creo que la obediencia es para los animales, nosotros pensamos. Además la frase es autoritaria, y yo creo y apuesto por una educación y crianza en la que aprendamos a ser amigos de nuestros hijos. Muchos piensan que debemos enseñarles a los hijos que no son "nuestro igual", pero ¿por qué no? la igualdad no va peleada con el respeto, el cariño o la admiración. Podemos permitirnos ver a nuestros hijos como amigos brindándoles lo mejor de nuestro ser, siempre dentro de un marco de valores y límites.

Para concluir, te recomiendo que cuando estés a punto de emplear la citada frase, la sustituyas explicándole al niño el porque de la orden así como las consecuencias de hacer o no hacer lo que en el momento se le esta pidiendo, dando así oportunidad a que el niño reflexione y piense antes de actuar.


0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Educando a mis padres Copyright © 2010 Designed by Ipietoon Blogger Template Sponsored by Emocutez